“Vivarium” – Miquel Barceló y Francisca Artigues

El Real Jardín Botánico de Madrid acoge la exposición “Vivarium”, donde Miquel Barceló y su madre Francisca Artigues tejen una historia de amor en la que la pintura se convierte en bordado.

La muestra, comisariada por Rose Chalalai Singh y Mireia Vera, reúne 13 bordados de gran formato de Francisca Artigues, entre cortinas, manteles y colchas y una treintena de dibujos originales en acuarela de Miquel Barceló, entre los que se incluyen retratos de su madre, y obras con motivos de animales.

Desde hace más de 20 años, Francisca Artigues (Felanitx, Mallorca, 1926), madre de Miquel Barceló (Felanitx, Mallorca, 1957), ha dedicado cientos de horas a bordar los dibujos que el pintor mallorquín crea sobre telas de lino y algodón de uso doméstico. Estos tejidos artesanos son interpretados por quien mejor conoce a Miquel, su madre.

La exposición recibe su título de uno de los bordados, Vivarium, una pieza de 444 x 244 cm que llevó más de 2 años de trabajo no sólo por el gran tamaño del mismo sino por la gran cantidad de seres que alberga. Si bien la mayoría de las piezas que se exponen tienen funciones en el hogar, ya sea como cubrecamas, manteles, cortinas o servilletas, en el caso de Vivarium se planteó desde sus orígenes como un tapiz para ser colgado en la pared. Barceló comenzó el tapiz a partir de manchas verdes y azules de las que van saliendo seres que se ligan unos con otros, hasta crear un bordado de gran densidad. Como explica el propio Barceló: “Vivarium es como un contenedor de cosas vivas. Todo está vivo, se transforma, crecen, como si fuese una planta de patatas que salen todas de allí. Dragones, nenúfares y extraterrestres, incluso objetos, una cosa en crecimiento constante”.

Francisca ha recorrido, puntada a puntada, las líneas de los dibujos de su hijo descubriendo un mar bordado e inspirado en la naturaleza y el Mediterráneo. Sus obras están repletas de criaturas abisales, tiburones, peces espada, pulpos escupiendo tinta, tortugas, langostas, gambas, estrellas de mar y criaturas de la tierra. Con ellas la familia Barceló-Artigues nos habla de la intimidad del hogar y de lo submarino y lo selvático.

Coincidiendo con la exposición se edita el libro “Vivarium” con alrededor de 50 fotografías de Jean Marie de Moral que recogen el proceso de trabajo de Francisca Artigues y Miquel Barceló y nos abren las puertas de la residencia familiar y del taller del artista en Mallorca. El libro cuenta con una introducción del escritor Colm Tóibín.

La exposición es gratuita, previo abono de la entrada al Jardín, y se encuentra en el Pabellón Villanueva. Se puede visitar todos los días de 10:00 a 18:00 horas.

Más info aquí.

Miquel Barceló y Francisca Artigues. Vivarium
© Miquel Barceló y Francisca Artigues